Blogia
Pequeña

Preparada

Preparada

Tengo unas ganas enormes de irme a Cambridge, también de visitar Londres, no lo hice en dos ocasiones cuando tenía la oportunidad perfecta, y sé, ahora, siento que por primera vez en mucho tiempo he decidido bien. No sé si me ha dado bien siempre eso de aprovechar las oportunidades, supongo que siempre tiré hacia delante con las que de verdad me proporcionaban felicidad. Y sé, más que nunca, que durante 10 días voy a ser muy feliz. No sólo por conocer lugares nuevos y encontrarme en paz conmigo misma, además de conocer nuevas caras y nuevas maneras de pensar. Sino porque estoy tirando de una posibilidad que sólo se presenta una vez en la vida, y sé que me hubiera arrepentido mucho si hubiera decidido lo contrario, y hubiera elegido la otra opción. Esa no debía ser mi alternativa. Mi alternativa es el viaje, es disfrutar de 10 días de vacaciones este año, por fin las disfrutaré y creo merecerlas. Por fin mis pies sobre Inglaterra y por fin porciones y porciones de alegría en mi ser.

Olvidarme, incluso más, a estas alturas, de los malos momentos, de mis lágrimas amargas y de las discusiones estúpidas que solamente conllevan a una inútil pérdida de tiempo irrecuperable. Olvidarme, incluso más, de cosas que no concuerdan conmigo y, sin embargo, han ido formando parte de mí, a causa de mi cobardía y mi falta de decisión. A causa de mi debilidad.

Probablemente ahora sea más fuerte, no porque haya pasado un año más, sino porque siento que tengo más responsabilidad en mi mano, y porque, como mínimo, a día de hoy, tengo en mí la responsabilidad de hacer feliz a una persona.

No puedo echarme atrás. No puedo retroceder, y debo armarme de fuerzas, para todo. Para lo que venga inesperadamente, y para lo que ya ha llegado. Me siento con nuevos y frescos sentimientos, con más brillo en los ojos desde que cambié de sueños y con una vida mejor desde que aprendí a valorar en su justa medida las palabras que comenzaban a colarse en mis oídos.

Bajarse de un tren en marcha, es demasiado peligroso, pero si he sobrevivido a eso, sé que lo que ahora está por llegar, solamente va a poder proporcionarme felicidad, y estoy preparada, ya no me asusta la felicidad repentina, si es real. Sé que bajar del tren era el mejor plan que podía trazar en mi vida.

Pero el día 14 me subiré a un avión, y sé que no tendré ningún motivo por el que pensar en el pasado, por preocuparme por el presente y por trazar un futuro determinado.

“Carpe diem” aprendí en latín. “Tempus fugit” me decía un profesor hace años...

ahora, con el paso del tiempo, me doy cuenta de cuánta razón poseían los romanos.

Y a seguir su ejemplo, que ya es hora...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Cosmin -

encontre esto por casualidad...buscando algo de inspiración..solo decirte que me encanta..y que sigas asi..yo empeze a escribir para poder seguir adelante en los malos momentos...y por un amor..ahora..tantos años despues de aquello..se que no podria vivir sin escribir..contradictorio¿?..no..es la vida misma...
alguna vez me gustaria colaborar...me encantaria que te pusieses en contacto conmigo..
cosmin_azuer@hotmail.com

P.S: la cancion 3 minuts??...es ese su titulo??..no la encuentro por ninguna parte..jaja
chao
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Borja -

Niña, cuando vas a Londres??! Es q yo voy a estar todo el mes de Julio, por si te veo x ahi ;-)

alex -

Bien, laura.
He esperado meses, para ver este post.....
....¡¡Por fin!!.....
Me alegro mucho por ti, de verdad.
No des marcha atras..¿vale?.
Pasatelo muy bien en tu viaje....
Disfruta de la vida.
Mil besos, pequeña.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres